El IVE y AIDIMME analizan cómo fomentar el uso de madera en construcción e intercambian experiencias de gestión del turismo

 

El Instituto Valenciano de la Edificación y AIDIMME buscan potenciar el uso de la madera en construcción y proponen buenas prácticas para gestionar los flujos turísticos y sus impactos negativos.

Recientemente, el Instituto Tecnológico Metalmecánico, Mueble, Madera, Embalaje y Afines (AIDIMME) y el Instituto Valenciano de la Edificación (IVE) se reunieron para analizar formas de fomentar el uso de madera en la construcción y para intercambiar experiencias de gestión del turismo. Por parte de AIDIMME participaron los investigadores Miguel Ángel Abián (Dpto. Tecnología y Biotecnología de la madera), Vicente Sales y Cristina Revert (Sección Análisis de Mercados y Estrategia); y por parte del IVE, los arquitectos Leticia Ortega y Alberto Rubio.

Fotografía de la reunión entre el IVE y AIDIMME

 

Proyecto MEND-ME

Con respecto a la madera en construcción, AIDIMME presentó al IVE los objetivos y los resultados provisionales del proyecto de I+D en cooperación con empresas MEND-ME (Desarrollo de una metodología para la evaluación no destructiva de madera estructural y aplicación innovadora a rehabilitación). El proyecto persigue desarrollar una metodología de evaluación no destructiva in situ tanto para madera actual como antigua que clasifique la madera según el Código Técnico de la Edificación (CTE), así como proponer soluciones eficaces y económicas de refuerzo y consolidación para estructuras de madera. Este proyecto está financiado por el IVACE (Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial) y cofinanciado por el Programa Operativo FEDER de la Comunidad Valenciana 2014-2020.

MEND-ME resulta de interés para el IVE; pues este Instituto ha publicado un cuaderno de lesiones en estructuras de madera, revisado por AIDIMME, que está disponible en su sitio web, e imparte con la Universidad Politécnica de Valencia un prestigioso máster en Rehabilitación y Regeneración Urbana (RERU). Por ello se plantearon futuras acciones conjuntas de difusión de los resultados del proyecto.

Inspección visual de vigas según la metodología de evaluación no destructiva desarrollada en MEND-ME

Ambos Institutos analizaron los motivos por los que la madera se usa mucho menos en construcción e ingeniería civil en España, y en particular en la Comunitat Valenciana, que en otros países europeos como Alemania, Austria, Holanda y países nórdicos. Algunos de los motivos propuestos fueron la insuficiente formación de arquitectos e ingenieros en cálculo de estructuras de madera, el reducido número de especialistas en estructuras de madera y la inexistencia de una tradición de mantenimiento (que otros materiales, como el hormigón o el acero inoxidable, también necesitan). También se comentó el temor de algunos profesionales a que la madera se degrade por hongos, termitas o carcoma, aunque hay especies de madera muy resistentes a ellos y tratamientos económicos para hacerla resistente; y la opinión generalizada y errónea de que es peor que otros materiales en cuanto a resistencia al fuego.

Las soluciones propuestas para potenciar el uso de la madera en construcción se basaron en difundir mediante publicaciones, jornadas y seminarios las excelentes propiedades de la madera y sus materiales derivados (tableros, madera laminada, contralaminada, etc.) para cumplir con las directrices y legislaciones europeas relacionadas con el uso de materiales reciclables en construcción y con la eficacia energética. El uso de cerramientos y ventanas de madera es una de las mejores maneras de cumplir con los exigentes criterios del estándar Passivhaus. Las construcciones que cumplen este estándar reducen el consumo enérgico hasta el 70-80% respecto a las construcciones ejecutadas convencionalmente.

 

Proyecto NODOS-TURISMO

En cuanto a la gestión del turismo, AIDIMME expuso algunas buenas prácticas procedentes del proyecto NODOS-TURISMO, financiado por el IVACE y fondos FEDER, y del proyecto europeo INTERREG V SUDOE SHCity.

NODOS-TURISMO (Nuevos objetos para ciudades conectadas y sostenibles: investigación y desarrollo de un prototipo de objeto urbano inteligente orientado al turismo), realizado en colaboración con ITC-AICE (Instituto de Tecnología Cerámica), ha tenido como principal resultado un prototipo de banco solar autónomo que permite conectarse a Internet por Wifi, cargar por inducción dispositivos electrónicos móviles y acceder mediante una pantalla táctil antivandálica a apps de interés para turistas y ciudadanos. Incluye iluminación LED inteligente y una placa solar que genera energía para alimentar todos sus componentes electrónicos. El prototipo está instalado en La Marina de València Living Lab desde abril del año pasado. Por la innovación del proyecto y el uso de tecnologías TIC, AIDIMME recibió el premio Turisme Comunitat Valenciana 2017 en la categoría de “Investigación e innovación turística”, extensible a ITC-AICE como colaborador del proyecto.

 

Proyecto SHCity

En el proyecto SHCity (Smart City Heritage) se han creado soluciones tecnológicas, utilizando redes de sensores inalámbricos y software de código abierto, para gestionar y mantener de forma sostenible centros urbanos históricos, y para una correcta gestión y optimización del turismo. En reconocimiento a la trascendencia de los resultados del proyecto para el patrimonio europeo, la UE concedió al proyecto SHCity el sello del Año Europeo del Patrimonio Cultural 2018, atendiendo, especialmente, al objetivo de innovación de éste.

En concreto, el sistema SHCity incluye 230 sensores y equipos para monitorizar el patrimonio y los flujos de turistas en el centro histórico de la ciudad de Ávila. Mediante los datos obtenidos por los sensores y equipos, se cuantifica en tiempo real el flujo de turistas y se optimizan los tiempos de visita indicando rutas para evitar los lugares con mayor afluencia de turistas y las habituales colas de entrada para monumentos y museos. Además, el sistema proporciona al turista información sobre circuitos menos habituales y lugares menos visitados.  Según Miguel Ángel Abián, jefe del Dpto. de Tecnología y Biotecnología de la Madera de AIDIMME y miembro del Comité Técnico del proyecto, “los resultados demuestran la efectividad del sistema para gestionar y optimizar el flujo de turistas evitando colas y concentraciones, y además propone a los visitantes rutas poco conocidas pero de gran interés cultural”.

Mapa de los sensores y equipos de SHCity instalados en el centro histórico de Ávila

 

Proyecto ALTER ECO

El IVE expuso el proyecto “Alternative tourist strategies to enhance the local sustainable development of tourism by promoting Mediterranean Identity” (ALTER ECO), aprobado por el Programa “Interreg MED”, que tiene como objetivo mejorar el equilibrio entre la atracción turística, como fuente de crecimiento económico, y la conservación del tradicional modelo de ciudad mediterránea como ejemplo de sostenibilidad.

Este objetivo se pretende lograr mediante la implementación de medidas innovadoras en 6 pilotos, orientadas al fomento de un desarrollo local sostenible y responsable del turismo costero a partir de la protección y promoción de la Identidad Mediterránea. Los 6 pilotos, serán co-diseñados e implementados por actores públicos y privados, y están formados por 4 ciudades: Málaga, Génova, Venecia y Dubrovnik y 2 regiones: Comunitat Valenciana y Región Egea Meridional.

ALTER ECO contribuirá a mejorar el conocimiento y la capacidad de toma de decisiones, incluyendo un mejor uso de la observación, la monitorización y la planificación en el campo del turismo sostenible.

Este proyecto (https://alter-eco.interreg-med.eu/) se ejecuta desde el 01/11/2016 hasta el 31/07/2019 (33 meses) con un presupuesto de 2,3 millones de €uros y 10 socios de 6 países implicados liderados por la Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, a través del IVE.

El Proyecto ALTER ECO se articula en torno a tres objetivos específicos:

– Reducción y mejor gestión del impacto de las actividades turísticas en el medio ambiente y en aquellos lugares donde se excede la capacidad de carga.

– Mejora de la sostenibilidad social de los destinos turísticos mediterráneos a partir de reforzar y promover la identidad mediterránea.

– Mejorar la cooperación, la planificación conjunta e integrada entre agentes públicos y privados y la gestión de los intereses en conflicto, con el propósito de crear nuevas oportunidades de negocio.

 

 

 

Para más información contacte con AIDIMME.