Una herramienta fundamental para la optimización del cartón ondulado. Proyecto ONDUBEST

Desde el año pasado AIDIMME desarrolla el proyecto ONDUBEST “Investigación de la influencia de los perfiles de onda en el comportamiento y propiedades del cartón ondulado”, cuyo objetivo general es mejorar y optimizar el cartón ondulado destinado a la fabricación de embalajes mediante el conocimiento de la influencia sobre sus prestaciones de los papeles ondulados y del perfil de las ondas.

Este proyecto está subvencionado por el IVACE (Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial) dentro del programa de “Ayudas Dirigidas a Centros Tecnológicos CV para Proyectos De I+D en Cooperación con Empresas 2019” y cuenta con el apoyo y participación de las empresas Cartonajes La Plana, S.L., Cartonajes Bernabeu, S.A. y Papelera de La Alquería, S.L.

Los embalajes fabricados empleando como materia prima el cartón ondulado presentan muchas ventajas, ya que son muy versátiles, permitiendo una gran variedad de formas y tamaños. También constan de una óptima relación peso/resistencia, proporcionando una alta protección de los productos que contienen pesando poco, lo que es altamente deseable en las operaciones de transporte.

Además son muy valorados desde el punto de vista medioambiental. Por ello, son los más utilizados por prácticamente la totalidad de los sectores industriales para la protección y embalado de productos en su manipulación, distribución y almacenamiento.  

Este hecho se pone de manifiesto en las últimas estadísticas publicadas por FEFCO (Federación Europea de Fabricantes de Cartón Ondulado) comercializándose en Europa 24,3 millones de toneladas durante el año 2018, lo que incrementa la cifra del año anterior en un 1,4%. Además, en Europa existe un número importante de empresas productoras con 630 plantas que dan trabajo de forma directa a más de 103.000 personas.

Esa importancia del cartón ondulado en Europa también se refleja en España, siendo uno de los sectores con un impacto destacable en la economía nacional. Atendiendo en este caso a las a las estadísticas conjuntas de FEFCO y AFCO (Asociación Española de Fabricantes de Envases y Embalajes), en España existen 72 empresas fabricantes con 90 centros productivos, que dan trabajo directo a 11.225 personas.

La producción en el año 2018 ascendió a 5.286 millones de metros cuadrados. A su vez también hay empresas, que si bien no se dedican a la producción de cartón ondulado, sí que fabrican embalajes a partir del mismo y otras empresas implicadas en la producción de embalajes de cartón (papeleras, fabricantes de adhesivos, tintas, aditivos, etc.). Con ello, el número de trabajadores totales implicados en el sector está alrededor de 23.600 y una facturación total de 5.167 millones de euros.

Se puede afirmar que el cartón ondulado no es material uniforme. Se compone de una combinación de papeles planos y papeles ondulados, los cuales presentan diferentes calidades, y se muestran en diferentes estructuras (perfiles de ondas). Papeles y estructuras se unen para proporcionar al cartón ondulado sus características y adecuarlo al producto que se desea proteger y transportar.

Los papeles ondulados tienen un papel destacado en las propiedades del cartón ondulado y constituyen la materia prima mayoritaria, tal como destaca FEFCO.  A groso modo, estos papeles se dividen en Fluting semiquímico, Fluting medium reciclado y Medium ligero reciclado, según la Lista Europea de Papeles para Cartón Ondulado editada por CEPI Containerboard, en su versión del año 2017. La clasificación de estos papeles se realiza atendiendo a sus propiedades de resistencia a la compresión en corto (SCT) según la norma y en plano una vez ondulados (CMT), realizando las pruebas según normativa internacional.

Sin embargo, la normativa que se emplea para la determinación de la resistencia al aplastamiento en plano de las ondas (CMT) fue actualizada en el año 2019, con una modificación sustancial. Hasta el año pasado la prueba se realizaba con un perfil de onda A (altura de la onda: 4,75 mm; paso en pico: 8,55 mm y paso en valle: 8,19 mm). Este perfil de onda dista mucho de ser el mayoritario, con lo que la norma vigente ha sido dividida en dos partes, siendo la primera parte similar a lo ya existente y desarrollando una nueva segunda parte, en la que se determina la resistencia al aplastamiento en plano de un perfil de onda B (altura: 2,5 mm; paso en pico: 6,45 mm y paso en valle: 6,30 mm), mucho más empleada en la fabricación de cartón ondulado.  Las normas a las que se hace referencia son la UNE-EN ISO 7263-1:2019 y la UNE-EN ISO 7263-2:2019.

La novedad de la segunda parte de la norma hace que no se disponga en la actualidad de resultados y se desconoce si tendrán influencia en la clasificación o si los papeles tendrán diferencias en su comportamiento al cambiar el perfil.

A esto se suma que tampoco hay estudios exhaustivos y actualizados que relacionen la resistencia a la compresión en plano (CMT) de los papeles ondulados y el perfil de las ondas con las propiedades finales del cartón ondulado y de los embalajes, teniendo en cuenta también otros factores como las condiciones atmosféricas, más allá de las estándar a 23 °C de temperatura y 50% de humedad relativa.

El proyecto ONDUBEST se desarrolla con la intención de abordar ese estudio y conocer la influencia sobre el cartón ondulado de los papeles componentes, haciendo especial hincapié en los papeles ondulados, y del perfil de onda (estructura del cartón) y emplear los resultados y conclusiones en la optimización del cartón ondulado.

La realización del proyecto conlleva la caracterización exhaustiva y actualizada de los papeles para ondular que se emplean en la fabricación de cartón ondulado, considerando también los diferentes perfiles de onda (A y B). Esto permitirá definirlos y compararlos más allá de las clasificaciones disponibles en este momento y será de gran utilidad a las empresas tanto fabricantes como usuarias, que no disponen en este momento de dicha información. 

También se establecerán relaciones entre la resistencia de las planchas de cartón ondulado, las propiedades de los papeles y el perfil de la onda. Esta información será muy preciada para las empresas, ya que dispondrán de criterios objetivos para la selección del papel para ondular más apropiado para sus propósitos.

La aplicación de los resultados del proyecto ONDUBEST permitirán a las empresas fabricantes de cartón ondulado optimizar sus productos, dando una respuesta más adecuada a las necesidades de sus empresas clientes, lo que supone un ahorro de costes y un mayor valor añadido de sus productos, junto con un incremento en las perspectivas de ampliar mercado y generar crecimiento.

A su vez, la optimización del cartón ondulado y el uso más eficiente de los papeles ondulados empleados en su fabricación conllevan necesariamente una mejora de los aspectos ambientales y de sostenibilidad, sin que ello suponga una merma de las prestaciones.

Por todo lo indicado, el proyecto ONDUBEST es necesario para la mejora y la optimización del cartón ondulado, constituyendo una herramienta imprescindible para las empresas del sector.


Si desea más información contacte con AIDIMME.

Visitas: 140

Eva Martínez Martín

TECNOLOGÍAS Y PROCESOS • Embalaje y Distribución Mercancías • Responsable Laboratorio Materiales Celulósicos